Día 33

GÉNESIS 47 – 48.

En los versículos 1 al 12, José presenta a su familia ante el faraón de Egipto. Justo como José les había dicho, ellos se presentaron como pastores (v. 3) y justo como José lo predijo, el faraón les permitió ir a la región de Gosén, e incluso les ofreció trabajo cuidando sus rebaños (v. 6). En los versículos 7 al 10, José le presenta al faraón a Jacob, el cual afirma tener 130 años de edad, y aún dice “pero mi vida ha sido corta en comparación con la de mis antepasados” (v. 9). De acuerdo a Gn 35.28, Isaac murió a los 180 años de edad y su padre Abraham a los 175 años (Gn 25.7). Asi que para el estándar de sus antepasados, parecía que todavía le faltaba a Jacob, sin embargo Dios le había asegurado que moriría en Egipto.

En el v. 10 pasa lo siguiente, “Entonces Jacob volvió a bendecir al faraón antes de salir del palacio”, “Luego Jacob se despidió del faraón con sumo respeto, y se retiró de su presencia” (NVI), “Después Jacob se despidió del faraón y salió de allí.” (DHH-LA). Es interesante notar que varias versiones mencionan que Jacob bendijo al faraón (NTV, BTX, NBLH, BJL, RVR95) mientras que las demás solo mencionan que Jacob se despidió del faraón. Previamente, en el v. 7, Jacob había ya bendecido al faraón también al presentarse ante él. Una doble bendición parece. Si estudiamos el texto hebreo de este versículo, se utiliza la palabra ??????? (b?·r??), que de acuerdo al Dictionary of Biblical Languages with Semantic Domains: Hebrew (Old Testament), de Logos Research Systems, esta palabra significa “hablar palabras invocando el favor divino, con la meta que el objeto tenga circunstancias o estado favorables en un tiempo futuro”. Era una palabra importante para conservar en una traducción, ya que nos recuerda Gn 12.3 cuando Dios le dijo a Abraham: “Bendeciré a los que te bendigan y maldeciré a los que te maldigan; por medio de ti bendeciré a todas las familias del mundo” (DHH-LA). Por el favor que el faraón había mostrado hacia José, Jacob le da una doble bendición. Ese gobernante tuvo también su recompensa por haber tratado bien a un elegido de Dios. Dios es bueno con aquellos que son buenos con su pueblo.

En los versículos 13 al 26, la historia se enfoca ahora en los años de hambre que Dios había anunciado que se vendrían sobre el mundo y la forma como estaban afectando a los egipcios. A lo largo de todo el relato, José administró de una forma sabia y justa y consiguió de alguna manera comprar a todos los egipcios junto con todas sus propiedades y tierras, para el faraón. Ante la falta de alimento, la gente acudía a él para ofrecer su dinero, sus animales, posesiones y aún ellos mismos con tal de recibir a cambio algo de grano para sobrevivir y que la tierra se mantuviera. Y no solo la gente de Egipto hacía esto, sino también la gente de Canáan.

Ahora, en los versículos 23 al 26 podemos notar el corazón justo y compasivo de José: a pesar de que los egipcios eran ya esclavos y que todas sus posesiones y tierras eran del faraón, José les pide solamente una quinta parte de las cosechas que lograran con los granos que él les daba y las otras cuatro partes serían para ellos y sus familias y para mantener vivos los campos. José no actuó con avaricia ni ventaja, sino con un buen corazón. ¿Cómo respondió la gente? El v. 25 lo dice, “—¡Usted nos ha salvado la vida! —exclamaron ellos—. Permítanos, señor nuestro, ser los esclavos del faraón.” Gustosamente aceptaron el volverse esclavos del faraón. Aquí veo una lección importante, cuando alguien es un jefe o patrón y tiene personas a su cargo, la mejor estrategia para ganarse a las personas es tratarlos con respeto y consideración. Habrá seguramente quien abuse, pero la mayoría de las personas apreciarán tanto esa actitud y gustosamente obedecerán y seguirán. ¡Qué contraste con el autoritarismo y la actitud déspota de muchos jefes y patrones en este mundo!

En los versículos 27 al 31, el capítulo 47 termina con la mención de la próxima muerte de Jacob. Algo notable es lo siguiente, “Mientras tanto, el pueblo de Israel se estableció en la región de Gosén, en Egipto.” (v. 27), “E Israel habitó en el país de Egipto” (BTX), “Los israelitas se asentaron en Egipto” (NVI). Estamos siendo testigos de la primera probable mención en la Biblia de “el pueblo de Israel” o “los israelitas”. Asi se comenzó a llamar a los descendientes de Jacob, o también llamado Israel. Al final del mismo versículo nos dice la Biblia que “la población creció con rapidez”. La descendencia de Israel se comenzó a multiplicar aún enmedio de una crisis alimentaria severa en la región. Dios estaba cumpliendo su promesa a Abraham, Isaac y Jacob, a pesar de las circunstancias adversas alrededor.

A los 147 años de edad (v. 28), Jacob mandó llamar a José y le dijo, “—Te ruego que me hagas un favor. Pon tu mano debajo de mi muslo y jura que me tratarás con amor inagotable al hacer honor a esta última petición: no me entierres en Egipto”. De acuerdo con la Biblia de Estudio Apologética, poner la mano bajo el muslo de otra persona y hacer una promesa era una forma solemne de comprometerse a llevar a cabo dicha promesa. Ya cerca de su muerte, Jacob estaba pensando en la otra parte de la promesa de Dios: que sus descendientes poseerían la tierra de Canáan. Esta petición estaba ligada con dicha promesa. Así que, aunque ya próximo a morir, Jacob estaba tomando decisiones con la mirada puesta en las promesas de Dios, no en las circunstancias del momento. Esa fue la característica de los patriarcas: aprendieron a caminar con los ojos puestos en lo que vendría, no en lo que se veía al instante. ¿No deberíamos nosotros aprender la misma lección?

Ya con los días contados, Jacob decide bendecir a José y a sus hijos antes de morir. El capítulo 48 narra la historia. Varios aspectos relevantes son:

  1. En el v. 5, la Biblia dice que Jacob “reclamó” a los hijos de José (Efraín y Manasés) como suyos. Es decir, los adoptó de alguna forma como hijos propios, no solo como nietos. Y otra cosa importante, Jacob añade “Ellos serán mis hijos, como lo son Rubén y Simeón.” ¿Cómo eran Rubén y Simeón para Jacob hasta ese momento? Pues fueron los primogénitos, hijos de Lea, hermana de Raquel (Gn 29.31-33). Como hemos mencionado antes, los primogénitos ocupaban un lugar de honor en la descendencia. Sin embargo, Jacob estaba de alguna manera “reemplazando” a Rubén y Simeón por Efraín y Manasés. En el análisis del capítulo 49 trataremos las razones para esto.
  2. El v. 11 dice, ” —Nunca pensé que volvería a ver tu rostro, ¡pero ahora Dios me ha permitido ver también a tus hijos!” Me hizo recordar Ef 3.20, “Y ahora, que toda la gloria sea para Dios, quien puede lograr mucho más de lo que pudiéramos pedir o incluso imaginar mediante su gran poder, que actúa en nosotros.” Dios hizo mucho más de lo que Jacob esperaba recibir. Así es Dios con nosotros también, ¿lo has experimentado?
  3. En los versículos 13 al 19, José lleva a sus hijos ante Jacob para que los bendiga, y pone la mano izquierda de su padre encima de Efraín y la mano derecha encima de Manasés. Pero Jacob cambia las manos a propósito al revés, y José se molesta, porque esperaba en el orden acostumbrado, que Jacob consideraría al primogénito en la mano derecha y al segundo en la izquierda. Pero proféticamente, Jacob le deja saber a José que el menor sería más grande que el mayor. Una escena curiosa aún por la decisión de Jacob, ¿recordaría que hizo algo parecido con su hermano Esaú, solo que de una forma bastante humana? Irónica forma de Dios de recordarle a Jacob algunas cosas.

Conclusiones:

  1. Dios es bueno con aquellos que se portan bien con creyentes, especialmente por serlo. Recordemos Mt 10.42 (DHH – LA), “42Y cualquiera que le da siquiera un vaso de agua fresca a uno de estos pequeños por ser seguidor mío, les aseguro que tendrá su premio.”
  2. Si eres cristiano(a) y eres patrón o jefe o dueño de un negocio y tienes empleados a tu cargo, imita el corazón de José. No es necesario portarse autoritariamente ni déspotamente con los subordinados para ganar respeto y obediencia (como el mundo lo enseña diariamente). A José le funcionó más ser justo, considerado y compasivo. Inténtalo y verás los resultados.
  3. Imitemos la fe de los patriarcas al disciplinar nuestros corazones a poner la mirada en lo que no se ve y actuar conforme a ello, y no solo vivir conforme a lo que se puede ver y tocar. Finalmente de eso se trata el vivir por fe.
  4. No olvidemos que Dios nos puede dar mucho más de lo que nosotros pedimos o pensamos. ¡Nos puede sorprender poderosamente! Seamos fieles y perseveremos, que cuando llegue el momento de la recompensa parcial aquí en la tierra, podríamos recibir mucho más de lo que se nos ocurrió.

14 Responses to “Día 33”

  1. Martín Tomas Merediz-Funes dice:

    Arturo que animante llegar a este punto de la historia, los motivos siempre comprobar lo justo que es el Señor Todopoderoso, la enseñanza acerca de los subordinados gracias al Señor la he aplicado, la he vivido y con muy buenos resultados de parte de ellos, el ser jefe no es ser déspota, es más bien ayudar a los demás a que den de sus dones y a que uno aporte frente a ellos del propio así las tareas salen mucho mejor y se cumplen metas fijadas. Acerca de los tiempos y las promesas en Hebreos 11 habla acerca de ello, incluso de los que vieron de lejos cumplirse las promesas, el Señor conoce los tiempos en que cada cosa debe suceder y nosotros debemos tener Fe en el gran amor del Señor y en su sabiduría, a veces costara aceptarlo más para ello podemos acercarnos al Señor por su ayuda..Y por ultimo he disfrutado a veces mucho más de lo que pido o pienso.
    Que animantes clases, que instructivas y desafiantes.
    Gracias Arturo hasta mañana Domingo.

  2. Monica Loaeza dice:

    Gracias por el devocional de hoy. Constantemente debo recordar el fijar mi mirada en el Premio (futuro) y no sólo en el Precio (actual) y sin duda hay veces que esto no es fácil. Pero Dios es fiel, como lo fue con Jacob.¡Qué alegría pudo gozar al recuperar a José!
    Finalmente, sólo quiero comentar que el que no se acordaba que trató así mismo a su hermano Esaú no fue JOSÉ sino JACOB. ¡Irónica forma de Dios de recordarle a JACOB algunas cosas! Saludos y bendiciones.

  3. Sonia Uribe de Arroyo dice:

    Muchas gracias ha sido un mes de mucho aprendizaje y ayuda.

  4. Minelia M.H. dice:

    Muchas gracias;muy profunda y necesaria para mi vida,la enseñanza que nos compartes ésta mañana.Dios te bendiga.

  5. Giovanna Salazar dice:

    Buen día Arturo. Quiero contarte cuan feliz e inspirada me he sentido con estos estudios, he aprendido no solo acerca de la historia de la humanidad, sino también he aprendido a ver cuantas cosas Dios dispone para cumplir sus promesas. Me impacta ver cuánto Dios espera que como “jefes” seamos compasivos y amorosos, es algo que me cuesta mucho aunque no soy jefe, pero si soy maestra y esto me hace “jefe” dentro del aula de clases… cada día pido a Dios que me conceda el amor necesario para esos niños y que aprenda a ser receptiva ante sus necesidades, cosa que no es fácil, pero con el estudio de hoy, me doy cuenta que tal vez José enfrentó muchas dificultades al tratar de orientar a los que llegaban a pedirle alimento y cambio la situación dentro de un aula de clases y veo cómo Dios espera utilizarme también para el provecho de mis estudiantes… que inspirador!!!

    Gracias por tu dedicación y amor.

    PD: también quiero compartir que habia iniciado los estudios un poco después, pero ya estoy al corriente y espero seguir así durante los próximos 23 meses. Dios te guie y acompañe

  6. Leticia Hernandez dice:

    Hola Arturo antes que nada quiero agradecerle a Dios tu vida y tu amor y tu preocupacion por que cada uno de nosotras y nosotros como dicipulos tengamos un crecimiento espiritual y aprendamos a conocer a nuesto Dios, te comparto que para mi ha sido de micho aprendizaje tanto historicamente conicendo el nicio de la humanidad pero tambien en mi vida personal he aprendido en tan solo lo que va del año muchas cosas que se reflejan en mi vida y que hoy por hoy y con tu ayuda he podido aprender y entender que Dios esta en control de todo de verda muchas gracias por tu retroalimentacion y me siento miy retada en muchas areas de mi vida pero tambien muy amada y bendecida por Dios.
    Y algo que he he rendido cuanto necesitp poner todo esto en practica en mi vida personal y asi poder ayudar y servir a nuestro Dios a travez de amar a cad hermana en la iglesia y juntos podamos tener espectativas grandes para el reino.

    Solo quiero compartir que retomando hoy lo que vimos de comotratar a las personas que estan a nuestro cargo te comparto que en mi trabajo tivimos que hacer recorte de personal ya que somo una Institucion de Asistencia Privada y no contamos con ingresos fijos y las personas que hoy estamos somos de manera altruista y bueno algo que heaptendido fue eso a tratar con respeco yrecoocer el tranbajo de cada una de las personas que estan a mi cargo por lo que ahora de todS las areas la mia es la quequedo completa algo quesiempre lescmoarti es que en la vida no sie pre es recibir aveces tenemos que dar por que yo asi lo he hecho yme da mucho gusto tener la respuesta de mi personal que asi lo engendio y hoy mi area sigue trabajando completa con el mis o compromiso y responsabilidad peroalgo que hepodido apreciar y confieso me ha causado enojo sy tristeza que esto provocado envidia mi alrededor sobre todo con mi jefa que co ella nadie se quedo solo a las que todavia se quedo recursopara cubrir por su contrato porlo que sime a causado enojo al momento ya que siento que no valora que sin recurso se esta sacando todo el trabajo y al contrariosolo esta buscando detalles para hacer notar si algo no seh hizo y esome tiene co o te digo al moment enojada pero grCias que tenemos estos devocioales ysque Dios esta en control y se pre nos da lo que necesitamos hoy este devocional me lleva a yo seguir dando lo mejor y no cansarme.

    Que Dios te bediga y gracias por todo tiempo y amor a Dios y a nosotros.

  7. Beatriz Sandoval dice:

    Gracias Arturo. Un día diré: que vista tan corta tuviste, ¡mira cuánto ha hecho Dios en tu vida que no esperabas, que no imaginabas siquiera! Amén

  8. Elizabeth Arriola dice:

    Muchas gracias!! Para mi vida han sido de mucha bendicion, no es solo el aprendizaje lo que Dios me ha enseñado es la profundidad y la claridad de ver mas detalles en mi lectura. Aprecio tu tiempo y que Dios multiplique todo lo que haces para El Señor, para ti, tu esposa,hija y todos tus hermanos en el reino. Dios te ha usado en gran manera!! Salmo 28:7

  9. CINTHYA SOLANO dice:

    ¡MUCHISIMAS GRACIAS!!!! DIOS TE BENDIGA 🙂

  10. hsl dice:

    3.Imitemos la fe de los patriarcas al disciplinar nuestros corazones a poner la mirada en lo que no se ve y actuar conforme a ello, y no solo vivir conforme a lo que se puede ver y tocar. Finalmente de eso se trata el vivir por fe.
    4.No olvidemos que Dios nos puede dar mucho más de lo que nosotros pedimos o pensamos. ¡Nos puede sorprender poderosamente! Seamos fieles y perseveremos, que cuando llegue el momento de la recompensa parcial aquí en la tierra, podríamos recibir mucho más de lo que se nos ocurrió.

    Me ayudaron ambas conclusiones a mirar que somos piezas basicas para mostrar su poder no sencillo aceptar, amar, esperar, y ser muy humildes en la voluntad del Señor, Dios quiere lograr grandes cosas en nosostros.

    Gracias——————————————————————————–

  11. Hector Z. dice:

    Ser justo, considerado y compasivo. Tres cosas por aprender y ejercitar, no sólo como patrón o jefe, sino aún como compañero laboral.

  12. RAUL ARCHUNDIA dice:

    GRACIAS ARTURO, IMITAR EL CORAZON DE JACOB EN LOS ULTIMOS DIAS DE SU VIDA DE RECORDAR LAS PROMESAS DE DIOS A SUS PADRES. ME PERMITE CREER Y TENER CONFIANZA EN DIOS Y ESPERAR EN SUS PROMESAS.
    GRACIAS Y QUE DIOS TE BENDIGA.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.